Kate Moss para Mango, otra vez...

Bueno, vuelve mi lado indignado.

Y es que de nuevo la marca conocida ya por todos, Mango, ha cogido como imagen para la nueva temporada a ese esqueleto andante que es Kate Moss, que para eso yo cogía al perchero animado de La Bella y La Bestia que al menos se mueve con más gracia y no tiene cara de enfermo (no tiene cara directamente).




En serio, ¿qué hay de atractivo en esto? si no tiene "ni xixa ni cuaja" como diría mi abuela. ¡Si hasta yo estoy más buena, HASTA YO!

Y bueno, hablo de ella porque es una imagen muy usada en publicidad, pero es que este estereotipo de mujer excesivamente delgada, enferma, es la moda actual. Nos bombardean con imágenes de chicas "perfectas", el prototipo de mujer que tenemos que ser para ser atractivas. Pero si la belleza está en los ojos del que mira no en el objeto o ser mirado.


Siempre he pensado que la moda odia a la mujer casi tanto como yo odio la moda. Y es que las contadas ocasiones que he trabajado como modelo, y el trato actual que nos da la agencia es vomitivo. Cada vez me da más asco este mundo.



Y aunque nos quejemos y digamos lo contrario, llevamos desde bien pequeñas siendo bombardeadas con imágenes de la mujer perfecta y en el fondo ninguna nos sentimos del todo a gusto con nuestro cuerpo porque soñamos con alcanzar una belleza y medidas inalcanzables. Muchas veces porque son irreales, fruto del photoshop.

Pero caemos ¿quien no tiene algún complejo con su cuerpo? Y si la cosa avanza, empiezan las operaciones de cirugía estética, dietas milagro, deporte excesivo, anorexia... Todo para alcanzar ese prototipo de mujer que nos venden de todos lados.

Y yo aquí me quejo, me indigno y todo eso, pero soy la primera con mil complejos sobre mi cuerpo. Aun así no pienso cambiarlo, no cumplo el prototipo de belleza actual ¿y qué? al menos soy real al 100%, nada es goma ni photoshop y estoy más sana que una manzana.


Que en este mundo en el que vivimos una talla 42 ya sea considerada talla grande es vergonzoso. Que modelos como la de arriba sean calificadas como "gordas" es repugnante. Las tratan como enfermas por tener carne, cuando las enfermas son las otras. Cada una es como es, y que nos vendan una imagen de mujer irreal como el prototipo a alcanzar nos debería tocar los ovarios ya.



¿Para cuando más campañas como las de Dove? ¿Para cuando mujeres reales en los anuncios de moda, cosmética...? No se dan cuenta que venderían más si nos sentimos identificadas con lo que vemos. Al ver a Kate Moss anunciando ropa no me entran ganas de comprarla, sino de tirarle un bocata de lomo a ver si come algo.

La perfección no existe, aunque nos quieran vender una imagen como tal.

1 comentario:

  1. Si en el fondo tiene sentido. Para salir publicada en una revista... ¿Quién mejor que alguien del grosor de una hoja de papel?

    Y tienes razón... no sabría si darle un beso o un bocadillo

    Besooooos

    ResponderEliminar